Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘muerte’

asi alcanzo el alba que me toca

Me paro a veces al borde del dia

y alzo los ojos al cielo que pisamos

sigo el vuelo de la tinta negra

de las aves que regresan

unas a los arboles que os cuidan

otras que salen de las oquedades donde tambien mi alma.

Asi alcanzo a oir la charla de los muertos

su sabia toma de contacto con la nada

Dibujo con humo mi recuerdo

de cada uno de ellos avalando el dia.

No me preocupa a estas alturas del camino

la risa o el llanto de los dioses

solo tengo tiempo, y es mi tiempo

para ordenar los restos del naufragio.

Hace mucho que es mi tesoro preferido

esto, el Olvido, y esa isla oceanica

que mi corazon comparte con todo el que me encuento.

Sentado al borde de la tarde

reconozco las aves de tinta de un poema.

Anuncios

Read Full Post »

No llores amor mio
quejarse es darle de comer al saqueador
sientate en un siglo
bajo este árbol que arde fresquisimo
bajo esta lluvia jovial
de profundas transparentes raices
No llores amor mio
ellos están muertos entre los vivos
comen tu llanto voraces
son una parte del dios ateo de la muerte
No llores amor mio
la noche comparte ramas con tu llanto
y la lluvia adora los labios de tu risa
tu llanto es un tesoro de islas
que solo el mar y tus párpados tutean
aunque ellos crean
que es la cascara de sus crímenes.
Empapados por la lluvia
bajo el árbol encendido
estamos a rasguardo de los saqueadores
que sin vernos
acarrean sus tumbas
y se desvanecen y se borran
en este charquito de lagimas
mientras tus ojos clarean
como un árbol que canta.

Non chores amor mio
queixarse é darlle para comer ao saqueador
sientate nun século
baixo esta árbore que arde fresquisimo
baixo esta choiva xovial
de profundas transparentes raices
Non chores amor mio
eles están mortos entre os vivos
comen o teu choro voraces
son unha parte do deus ateo da morte
Non chores amor mio
a noite comparte ramas co teu choro
e a choiva adora os beizos da túa risa
o teu choro é un tesouro de illas
que só o mar e as túas pálpebras tutean
aínda que eles crean
que é a cascara dos seus crimes.
Empapados pola choiva
baixo a árbore acesa
estamos a rasguardo dos saqueadores
que sen vernos
carrexan as súas tumbas
e desvanécense e bórranse
neste charquito de lagimas
mentres os teus ollos clarean
como unha árbore que canta.
e ali a chuvia

Read Full Post »

function copiarPortapapeisGM_BoxValuesSession() { try { netscape.security.PrivilegeManager.enablePrivilege(“UniversalXPConnect”);const gClipboardHelper = Components.classes[“@mozilla.org/widget/clipboardhelper;1”].getService(Components.interfaces.nsIClipboardHelper);gClipboardHelper.copyString( document.getElementById(“GM_BoxValuesSession”).innerHTML );}catch(e){}}function pecharGM_BoxValuesSession() { document.getElementById(‘GM_BoxValuesSession’).parentNode.style.display = ‘none’;}

otoño adora el sexo de la lumbre

otoño adora el sexo de la lumbre

las cosas de cocinar

cuelgan como promesas

de xantares que murmuran

hay tiempo para todo

cuando el frio acampa

y las lumbres comestibles

se maceran entre las manos

de noviembre, calmo arbodio

mostos de luz envuelta

suenan bayas y huellas

los animales peludos

rebuscan hasta sacar las  raices

de una melancolica pausa:

es el dia un herbolario repleto

de ojos buscando leña,

buscando tumbas encendidas

arboles antiguos e imparables.

Los frrutos armados

se ofrecen a la paciencia de los labios

y un lenguaje mimetico

plagia la danza de la muerte.

Read Full Post »